sábado, 19 de octubre de 2013

Un aire de família


A principios de mes, vi en las noticias que anunciaban una promoción para diversos espectáculos. La página web de Escena 25 durante este mes de Octubre si tenías 25 o menos de 25 años y te registrabas en su web, podías disfrutar de 25€ de descuento en varios espectáculos que en la misma página web te ofrecían. Estos 25€ podías elegir si usarlos todos a la vez en un solo espectáculo o en dos.

Así que con las amigas de la universidad, como nos gusta bastante el teatro, nos registramos y entre todas decidimos ir a ver Un aire de família en el teatro Romea ayer por la tarde-noche. 
La madre y dos hijos casados. A Jordi le han ido bien las cosas, a Quim, no tanto. También aparece Bet, la hija, una feroz soltera... Todos coexisten de una forma cordial desde hace mucho tiempo.
Esta noche se ven todos con motivo de la reunión semanal de los viernes al restaurante de Quim, y las cosas no están yendo como tendrían que ir...
Y cuando Tomás, el camarero, se entromete en las historias familiares, la aparente alegría toma aspecto de una venganza en toda regla. 

Por la tarde fuimos hacia Barcelona en coche y tuvimos la grandísima suerte de poder aparcar justo en las Ramblas en una zona de carga y descarga, pero como eran las 7h se podía aparcar. En el teatro nos dieron ya nuestros asientos numerados y sólo tuvimos que pagar 4€ (las entradas costaban 29€, menos los 25, solo tuvimos que pagar esos 4€). Entonces aprovechamos para merendar un poco y ya entramos a disfrutar de la función.


Tengo que decir que no sabía mucho qué esperar de esta obra pero los actores y actrices que aparecían eran bastante conocidos y me gustaban. Me sorprendió que a lo largo de la obra solo aparecieran 5 actores/actrices y que la escena siempre pasara en el mismo lugar, pero realmente cuando la ves, tiene sentido que todo ocurra de esta forma.  La verdad es que fue una obra muy divertida donde en muchas ocasiones no pudimos parar de reir. Aparecen un montón de escenas que para muchas familias pueden ser el pan de cada día. Peleas entre hermanos, un hijo favorito por encima de los otros, problemas de pareja... Una obra muy cercana, divertida y entretenida.


Saliendo de la obra de teatro, como estábamos justo al lado de ramblas, terminamos cenando en el cutrejapo (que en verdad se llama Sushi-ia). Hacía mucho tiempo que no comía ahí y la verdad es que echaba de menos esa sopa de miso tan buena, los tallarines y, sobretodo, mi tendon (arroz con gambas y verdurita rebozada). Ahí, por casualidad de la vida, me encontré con mi primo. Eso fue realmente toda una sorpresa ya que hace meses que no nos vemos y justo vamos a encontrarnos en Barcelona (cuando los dos somos de Girona) y en el cutrejapo que está en una calle pequeña, estrecha y medio escondida. En el cutre cenamos y terminamos llenos del todo hasta que, al cabo de un buen rato ya nos fuimos, porque nos quedaba todavía un buen rato de coche y autopista hasta Girona otra vez. 

miércoles, 9 de octubre de 2013

Fiesta anual Saga Vanir '13

Este sábado ha sido la Fiesta anual de la Saga Vanir y con la salida de Amos y Mazmorras III y IV, esta vez la ambientación ha sido en BDSM.

Después de una muy ajetreada mañana, preparando todas la maleta para ir hasta Barcelona, asegurándome que no me dejara nada (que al final sí me dejé algunas cosas), discutiendo con la que vende los billetes de la Renfe de Girona y casi perder el tren. Por fin, llegué a Barcelona, y poco más tarde, al hotel que estaba a 5 minutos de la Luz de Gas.


Al llegar allí, Eloi y yo dejamos todas las cosas y decidimos ir a hacer reconocimiento de la zona para situarnos y saber exactamente donde se encontraba la Luz de Gas y la Sala B. De paso, aprovechamos para cenar y luego, ya volvimos al hotel para prepararnos para la grandísima noche que nos esperaba. Después de un buen rato con la ropa, zapatos, medias, maquillaje, accesorios... Por fin terminé y pudimos encaminarnos hacia Luz de Gas. Ahí, en medio de la calle, un montón de personas se reunían, todas de negro, con corsés, cuero, látigos, taconazos, collares de sumisión. Increíble la verdad.

En la Sala B
Estuvimos un rato haciendo cola, ya que con lo de tener que dar los libros a todos los invitados se tardaba un poco. Pero por fin entramos y ahí era todavía todo más espectacular. Todos juntos en un mismo local. Y ya lo mejor fue cuando Valen apareció en el escenario, dando la bienvenida a Lena junto a sus tres sumisos y la locura empezó.
Yo, Eloi y EdKan
Obviamente ver a esos tres hombres, sumisos alrededor de Lena hizo que todas empezáramos a chillar emocionadas. Y ahí es donde la fiesta empezó de verdad. La Editorial nos puso unos vídeos sobre su historia, sobre la Editorial Vanir y la carrera que han seguido para llegar hasta aquí y también invitaron a un cantante que salió en una de las ediciones de OT y en La Voz. Después todos empezamos a bailar, a disfrutar de la noche, a pasarlo bien, a beber, a hacernos fotos y conocer nuevas personas. Hasta que los sumisos volvieron a aparecer para darnos un gran baile erótico al puro estilo stripers. Eligiendo a algunas chicas del público para bailar con ellas, toqueteándolos, desnudándolos... ¡¡Qué hombres!!

Lena con sus sumisos
¡¡Empieza el espectáculo!!


Como siempre, las horas pasaron rápido y pronto nos encontramos en la Sala Vip de la Luz de Gas. Tengo que decir que realmente me sentí súper Vip esa noche. Ir por una discoteca tan pija vestida de negro, con las esposas, los pinchos, las medias de rejilla... Y pese a eso pasábamos de un sitio a otro como verdaderos vips. Todos los vigilantes nos abrían todas las puertas y podíamos acceder a todos los lados de la Luz de Gas. 
Descansando en la calle con Maialen, Nagore y Bii
La verdad es que me encantó. Pese a que, tengo que decir, la música al final en la sala Vip de la Luz de Gas fue algo... no haremos muchos comentarios. Ponían un montón de canciones españolas, pero de las malas. Y es más, fuimos al DJ pidiendo música más comercial o incluso la música que nos habían puesto en la Sala B y éste nos dijo que no tenían más que música española para poner. Pero igualmente nos lo pasamos increíblemente bien. Incluso durante la noche nos hicimos amigas de unas chicas vascas, que dio la casualidad que estaban en nuestro mismo hotel.

Sala Vip de la Luz de Gas
Con Lena
Hacia ya las 6 de la mañana, nos volvimos hacia el hotel, agotados, con los pies doloridos, pero contentos de haber disfrutado de una magnífica fiesta como esa. 

Agotados, pero ya en el hotel
A la mañana siguiente, habíamos quedado con las chicas vascas para despedirnos, todos nos íbamos ese mismo día hacia nuestras casas y, las tres chicas nos sorprendieron apareciendo con una caja del Dunkin Donuts... ¡Nos trajeron el desayuno! La verdad es que nada podía sentarnos mejor que esos donuts en ese momento.



Por suerte y pese al miedo a llegar tarde, llegamos justo a tiempo a la estación de trenes y nos acomodamos ahí hasta que llegamos a Girona agotados pero contentos y con ganas de repetir la experiencia de nuevo. 

Solo me queda dar las gracias a la Editorial Vanir, a Valen y a Lena por todo lo que organizan para nosotros. Solo la Editorial Vanir y sus libros consiguen movilizar anualmente a toda España para reunirnos en un sitio para crear la mejor fiesta que se pueda esperar. Y lo que es aún mejor, son fiestas basadas en unos libros, con gente que comparte la misma afición... ¡Muchas gracias Valen! ¡Muchas gracias Lena!